La triple apuesta gastronómica del “Nuevo” Alhambra Palace

El emblemático 5 estrellas granadino –que reabre el 1º de septiembre– ofrece también una experiencia culinaria inspirada en el Al-Ándalus

Reza el dicho que ‘quien olvida sus raíces pierde su identidad’. Y para que esto no ocurra, fiel a sus orígenes y como emblema de la hotelería granadina, el hotel Alhambra Palace ha volcado su rica y variada oferta gastronómica en el arraigo de la cocina andalusí. Lo ha hecho recuperando recetas, productos y tradiciones de aquel Al-Ándalus que durante ocho siglos dejó profunda huella cultural, patrimonial y culinaria en nuestro país… pero con el toque de modernidad que aporta su prestigioso chef granadino Esaú Hita, que ha sabido ser profeta en su tierra y desde hace dos años está al frente de los fogones de este emblemático 5 estrellas.

     El Alhambra Palace –que reabrirá sus puertas el próximo 1º de septiembre tras año y medio de obligado cierre debido a la pandemia– pondrá al servicio de sus clientes y de los amantes del buen comer una experiencia gastronómica excelsa donde pasado y presente se fusionan con mágica precisión. Según el propio chef Esaú Hita, “hemos diferenciado nuestra oferta gastronómica aportando en la Carta del Restaurante Terraza Príncipe, una cocina de arraigo; recetas de origen con una clara influencia de nuestra cocina andaluza y granadina, con sabores y técnicas adaptadas a nuestro entorno y a la riqueza geográfica de la provincia. En la Carta de la Terraza Panorámica y en el servicio de habitaciones ofrecemos un toque más informal e internacional, fusionando varias culturas, como la cocina asíatica, sudamericana o mediterranea. Pero lo que verdaderamente une toda nuestra oferta gastronómica es la importancia y el respeto que en nuestra cocina damos al producto”.

     1–Carta del Restaurante Terraza Príncipe. En ella destacan productos Selección, como el ‘Caviar ecológico de Riofrío’, la ‘Mousse de aguacate, mejillón y anchoa’ o la ‘Crema ‘Papas en bicicleta’ (cremita blanca de pescado, patata con AOVE, huevo poché y huevas de pez volador). De entrantes ‘verdes’ destaca la ‘Ensalada Zalamandroña’ (causa de calabaza, pimiento asado, tomate seco, aceituna negra, sardina en moraga y piñones). Como pescados, el ‘Lomo de balacao y oro líquido’ (confitado en AOVE, lingote de patata, salmorejo de naranja y aceituna negra), la ‘Lubina asada’ (con su piel crujiente, crema de boniato asado a la canela y cous-cous de coliflor) o el ‘Esturión de Ríofrio’ (confitado, con toques cítricos, cremoso de ajo y cereza). De carnes, la ‘Paletilla de cordero lechal’ (deshuesada, cocinada a baja temperatura con reducción de sus jugos, crumble andalusí y yogourt cítrico) o la ‘Presa ibérica’ (cocinada a baja temperatura en manteca colorá con parmentier de cilandro). Y de postres, entre otros, las ‘Lágrimas de Boabdil’ (crujientes capas de almendra caramelizada y frambuesa).

     2–Carta de la Terraza Panorámica. Ofrece una oferta divertida, como el ‘Surtido clásico de tapas Palace’ (Pincho de pavia de bacalao, Micuit de pato sobre tosta de pan de pasas y salsa de mostaza o el Solomillo de ternera y cebolla caramelizada) o el ‘Surtido de tapas arraigo de la Alhambra’ (Pincho moruno de cordero con su cous-cous, salmorejo de cereza con esturión de Riofrío confitado, Chips de patatas cítricas con boquerones en salazón…). Pero también propuestas internacionales que van  del ‘Ceviche clásico peruano de lubina’ a las ‘Gyozas de pollo y verduritas’, el ‘Pan bao japonés de panceta a baja temperatura’ o la ‘Hamburguesa vegetariana nazarí’ (con berenjena, garbanzos y tofu con toque de curry y cilandro’).

     3–El Room Service. Para degustar en la intimidad de la propia habitación palaciega –de 11:00 a 23:00 h–, ofrece también tentadoras propuestas como: ‘Quisquilla de Motril’ (con ceviche andaluz), ‘Gazpacho andaluz siglo XXI’ (con esponja de tomate, crujiente de cebolla y pepino osmotizado),  ‘Huevo, patata, trufa y boletus’, ‘Ravioli’ (de boletus al ragut de la huerta)… además de pescados, carnes, hamburguesas y sandwiches.