La Posada de Pilar inaugura alojamiento con una imagen que combina tradición y vanguardia

La empresa hotelera ha confiado una vez más en Intea para la decoración y equipamiento integral de sus instalaciones

En pleno barrio de la judería de Córdoba encontramos los apartamentos turísticos La Posada de Pilar, unas magníficas instalaciones recientemente inauguradas que ofrecen al cliente la posibilidad de alojarse en un establecimiento con el encanto y calidez que aporta un edificio que conserva su esencia tradicional. Se trata de una casa típica al estilo de los patios cordobeses con diez apartamentos perfectamente acondicionados y ubicados en el barrio de Santa Marina, uno de los barrios con más historia y encanto de Córdoba, lo que ofrece a sus visitantes multitud de posibilidades.

La decoración y el equipamiento ha sido llevada a cabo por la empresa Intea, una firma líder en el sector con un alto nivel de compromiso, acabados de primera calidad y un escrupuloso respeto por el plazo de entrega. “Estamos muy satisfechos por el trabajo desarrollado por Intea y el apoyo de sus responsables, José Antonio y Julián, quienes se han preocupado de todo el proyecto, desde los bocetos iniciales hasta el último detalle en decoración”, afirma el gerente del establecimiento, Rafael Pozuelo, que agradece su disponibilidad y eficiencia, y para quien Intea es un proveedor de máxima confianza con el que llevan trabajando desde sus inicios: “Llevamos trabajando en el sector de la gestión hotelera desde hace quince años y desde nuestros inicios hemos contado con la experiencia y buen hacer de Intea, tanto a la hora de poner en marcha los diferentes proyectos como para las reformas posteriores, ya que se trata de excelentes profesionales”.

Tras la rehabilitación del edificio y posterior decoración de los interiores, La Posada de Pilar ofrece una imagen de frescura y modernidad perfectamente integrado que busca dar el mejor servicio a sus clientes, porque como afirma su responsable “su satisfacción es la nuestra”.

Estos apartamentos ofrecen la posibilidad de alojarse en una casa típica cordobesa con su relajante y tradicional patio cordobés. Dispone de diez habitaciones y tres tipos de alojamiento: estudios, ideales para familias con hijos con capacidad máxima para cuatro personas y diferentes composiciones; dos apartamentos, que proporcionan una mayor comodidad y capacidad máxima para seis personas; y suites superiores con capacidad máxima para cuatro personas. 

Todas las habitaciones destacan por su decoración, funcional, moderna y minimalista ofreciendo al cliente una cálida acogida. Cuenta con cocina, nevera, lavadora, vitrocerámica, microondas, menaje, plancha, cafetera/tetera, televisión, aire acondicionado, calefacción, internet wifi gratis, cafetera de cápsulas, ventanas insonorizadas, amenities de baño, ducha y secador de pelo.

La propiedad de La Posada de Pilar gestiona otros dos establecimientos hoteleros en Mijas (Málaga) y en Córdoba. El primero de ellos es el Hotel Hacienda Puerta del Sol. Tiene categoría de cuatro estrellas y 155 habitaciones. Está ubicado entre as localidades malagueñas de Mijas y Fuengirola y cuenta con piscina al aire libre, sauna y centro de fitness. Incluye wifi gratuita en todas las instalaciones.

Las luminosas y amplias habitaciones del hotel están decoradas en tonos neutros y cuentan con suelo de madera, aire acondicionado, TV de pantalla plana y minibar. El baño privado incluye secador de pelo y artículos de aseo gratuitos.

Las habitaciones familiares cuentan con zona de estar independiente con sofá cama. Este establecimiento también tiene habitaciones adaptadas para personas de movilidad reducida.

El restaurante sirve un desayuno buffet saludable y para el almuerzo y la cena, se proponen platos típicos locales. Hay bebidas y aperitivos disponibles en la cafetería y el bar de la piscina.

El Hotel Posada de Vallina, por su parte, se ubica en el centro de Córdoba. Con tres estrellas, consta de 44 habitaciones, con aire acondicionado, conexión Wi-Fi gratuita, TV con pantalla LCD y minibar. El baño privado incluye ducha, artículos de aseo y secador de pelo. Es un lugar con historia ya que esta casa fue habilitada por los Alarifes (constructores de la Mezquita) y posteriormente durante la Edad Media se convirtió en la Posada de Vallina, posiblemente la posada más importante de España, gracias a su ubicación (Vía Augusta), lugar por donde circulaban los colonizadores y mercaderes de la época.

A estos tres establecimientos se sumará próximamente un nuevo proyecto de apartamentos turísticos en Córdoba, en un edificio cercano a la Mezquita, que se encuentra actualmente en trámites administrativos y que, según nos confirma Rafael Pozuelo, en cuanto dispongan de los permisos necesarios volverán a confiar en Intea para sacar adelante este cuarto proyecto de la empresa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *