“Esperamos que la Capitalidad suponga un antes y un después en el concepto de turismo”

El presidente de ASHAL anima al sector a dirigir esfuerzos y trabajar por la calidad por encima de la cantidad

Entrevistamos al presidente de la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería de Almería (ASHAL), Diego García, para conocer su valoración tras la elección de Almería como Capital Gastronómica Española 2019, un proyecto en el que implica tanto la capital como el resto de la provincia.

Perteneciente a una familia de hosteleros de Almería, ha conocido desde siempre y muy de cerca cómo funciona el sector. Conocedor de la importancia del asociacionismo, lo ha impulsado desde la Asociación Provincial de Hostelería de Almería, donde ha pertenecido a la Junta Directiva en diferentes puestos y ahora como presidente.

Personalmente ¿qué ha supuesto la candidatura de Almería como Capital Española de la Gastronomía?

Desde que el Ayuntamiento de Almería nos propuso embarcarnos con ellos en esta aventura de la Capital Española de la Gastronomía 2019, ha sido un reto y un proyecto muy ilusionante desde sus inicios.

Ha sido muy satisfactoria ver como todos los restaurantes, bares, cafeterías, hoteles, cocineros y todo el sector en general, se ha involucrado con esta iniciativa haciéndola suya.

Almería somos una ciudad donde podemos presumir de producto, con un producto de kilómetro 0 que podemos calificar de magnífico. Tenemos buena materia prima, buenos aceites, excelentes hortofrutícolas que nos definen como la huerta de Europa… y lo que queremos ahora es demostrar los buenos profesionales que tenemos para manufacturar todos estos productos y materias primas.

No se trata más que de seguir trabajando, porque ya somos un referente en cuanto a la tapa y ahora lo que queremos es ser un referente en cuanto a la gastronomía de mesa y mantel.

A lo largo de este año vamos a poner en valor nuestra ruta de la tapa, ya que hemos conseguido que sea la primera catalogada como Bien de Interés Turístico por la Junta de Andalucía. Y además queremos seguir reivindicando la comida saludable, sabrosa y respetuosa con el medio ambiente.

¿Qué actividades se llevarán a cabo a lo largo de este año?

Como Asociación, lo que hemos hecho ha sido reconvertir todas las actividades programadas para adaptarlas al desarrollo de la Capitalidad. Comenzaremos con una Ruta de Platos Saludables y continuaremos con unas Jornadas de Coctelería, la Ruta de la Tapa y la celebración del Día Mundial de la Tapa y la Feria del Mediodía para impulsar la hostelería y hotelería del centro de la capital durante la feria de agosto. Posteriormente tendrá lugar el Festival de Platos de Película conjuntamente con el Festival de Cine de Almería.

Por otro lado, desarrollaremos otras actividades junto al Área de Turismo del Ayuntamiento. Cada mes del año se dedica a un producto y los restaurantes elaborarán un plato dedicado a dicho producto.

Va a ser un año muy dinámico y se programarán 365 actividades, una para cada día del año.

¿Cree que la sociedad ha sabido valorar el esfuerzo que han hecho administraciones y empresarios en esta apuesta por posicionar a Almería en el mapa gastronómico y turístico del país e internacionalmente?

Se ha demostrado que nuestra candidatura ha sido la mejor de las ocho que hasta ahora se han presentado, según afirmó el propio presidente de la Capital Gastronómica Española.

Ha sido mayoritario el apoyo de la sociedad civil y lo que ahora toca es que tengamos una buena respuesta en cuanto a número de visitantes.

Somos una provincia muy singular y esperamos que esto nos suponga un plus en los próximos meses.

¿Van en este proyecto cogidos de la mano con el resto de la provincia?

Este es un proyecto que impulsó el Ayuntamiento de Almería y al que se sumó desde el primer minuto la Diputación Provincial con su marca Sabores de Almería. 

Ya en febrero hemos organizado unas jornadas de cocina saludable y todos los restaurantes, incluso los estrellas Michelín de la provincia, se han sumado a esta iniciativa.

¿Tendrá este nuevo proyecto de Almería 2019 continuidad en la ciudad y provincia?

Entrar en Capital Gastronómica significa entrar en la Red de Gastrociudades, con paquetes turísticos concretos para el turismo gastronómico, que cada día es más y mejor.

Somos conscientes de que en primer lugar tenemos que seducir al mundo como destino turístico  por nuestros atractivos, pero en segundo lugar a la hora de elegir un destino está el impulso gastronómico, y ahí es donde nosotros tenemos que trabajar.

¿Será la Capitalidad Española de la Gastronomía el impulso para conquistar nuevos mercados?

Espero que así sea. En la provincia de Almería tenemos un turismo muy fidelizado, con el periodo de estancias más largo de Andalucía, alcanzando los seis incluso siete días. Además, es un destino que los turistas no dejan de redescubrir y en este sentido la gastronomía tiene mucho que decir, tanto por nuestras tapas como por la gastronomía de mesa y mantel.

Esperamos que la Capitalidad suponga un antes y un después en el concepto de turismo en Almería, para que prime la calidad por encima de la cantidad. Y ahí es a donde vamos a dirigir nuestros esfuerzos. Confiamos en que los turistas nos den una oportunidad y vengan a Almería, que es la gran desconocida de Andalucía. Aquí hay mucho por descubrir., ya sea en la costa o en el interior.

Los datos y estadísticas dan buena cuenta del trabajo y esfuerzo que se ha hecho para atraer cada vez más turismo al destino Costa de Almería y la Capitalidad Gastronómica será un aliciente más. ¿Qué cree que reportará el galardón?

Llevamos diez años subiendo en las estadísticas turísticas y mejorando respecto a los años anteriores. Incluso en 2018 hemos mejorado respecto a las cifras de Andalucía y del conjunto nacional.  Somos conscientes que esta dinámica no se puede mantener eternamente y por eso lo que toca ahora es luchar por la calidad.

Me gustaría que esta Capitalidad sirviera como reconocimiento a nuestras generaciones anteriores, que fueron las que lo tuvieron más difícil para trabajar en una ciudad que prácticamente era un desierto, con una de las rentas per cápita más bajas de España, por lo que tuvieron que trabajar muy duro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *